• Vicky Buelvas

El papel en tiempos de pandemia


El pasado 10 de marzo, Amexiccor organizó el panel de expertos sobre “El papel en tiempos de pandemia”, uno de los primeros encuentros del año el cual convocó a expertos de la industria a nivel internacional, con el fin de intercambiar sus perspectivas para el 2021, conocer la situación del papel en México y el mundo, y las consecuencias de la pandemia en aspectos logísticos y de abastecimiento.


La industria, desde 2018 evidenció un temor generalizado por el sobre stock, sin embargo, post COVID es evidente la disminución de la producción de los molinos por diversas consecuencias que ha dejado su paso la crisis sanitaria. Sumado a ello, situaciones como el aumento del precio materia prima dado el incremento de la inflación y devaluación del dólar en EE.UU por sus medidas económicas; las restricciones de China de exportaciones de OCC, restringiendo cerca de 2 millones de toneladas de molinos, suspendidos o reubicados en otros países; las situaciones naturales como incendios y heladas que afectaron la eficiencia de los molinos en EE.UU e incluso la cosecha de este país afectada por plaga de abejas, han dejado un rezago de importaciones de 260mil toneladas.


Pese a ello, el e-commerce, uno de los principales impulsos del consumo de empaque de cartón, representando el 40% de este consumo, creció exponencialmente alcanzando en un año lo que se estimaba aumentar en 10 año, de hecho, en EE. UU esta situación se conoció como el “factor Amazon”: por cada dólar de compra online, se usa 8.5% más de embalaje que con una compra física. Específicamente en América Latina, las compras en línea crecieron aproximadamente un 37% (incrementos del 81% en México, 98% en Argentina, 69% en Brasil, 55% en Chile y 25% en Colombia), consideradas como una de las causas que generaron una demanda “explosiva” de papel.


Sin embargo, algunos sectores no estaban preparados para la venta en línea lo que obligó a la industria del cartón a ajustar los empaques a nuevos productos, rompiendo récord en stock y en pedidos, pero evidenciando una preocupante diminución de la producción por las limitaciones de la capacidad productiva de algunas empresas.

El abastecimiento de papel en el mundo está contraído, los molinos están teniendo retrasos por la sobredemanda, ha habido bajos niveles operativos por cambios climáticos afectando a productores y actualmente la incertidumbre de cierres por mantenimientos en los molinos, que no se hicieron antes por la alta demanda. Todo lo anterior ha llevado a una situación atípica en la industria que es el incremento de precios, pero con bajos niveles operativos.


En Europa, por ejemplo, también se evidenció escases de papel, por ello, de los casi 4 millones de toneladas de capacidad, se destinaron 2,8 millones para sus sistemas internos y la capacidad adicional se espera sea absorbida por Turquía, Egipto, el Norte de África y Medio Oriente. Misma situación en Latinoamérica, que después de abastecer sistemas internos, se destinará al consumo nacional y finalmente se pensará en exportar y aunque hay capacidad adicional, las nuevas empresas están en una transición que es lenta y esta capacidad extra no se considera para exportación.


Ahora bien, el transporte y distribución también ha representado dificultades sumadas a las limitaciones en la producción. La logística, afectada por el cierre de fronteras, controles por COVID generaron escases de contenedores que se quedaron estancados en otros países, incrementando los precios de fletes marítimos. Las rutas de mayor demanda son entre Asia y Norteamérica, que debido a la alta demanda han registrado un incremento en los precios, los cuales rondan aproximadamente entre los US $6,000 y US $8,000 por viaje, mientras que la renta de un contenedor de Europa a Norteamérica ronda aproximadamente entre los 3,000 € y 4,000 €.


Otro aspecto importante de mencionar es un competidor fuerte en el mundo: China, con un crecimiento esperado 8.2%, una población de 4.5 billones de personas, crecimiento de las exportaciones en un 155% por la rápida recuperación que el mundo e incremento de las importaciones por el aumento en el consumo interno. Este país representa el 34% de consumo de pulpa en el mundo, pero afectaron la cadena con escases de pulpa dado que redujeron sus exportaciones hacia el mundo, además su mercado está dispuesto a absorber buena parte de la nueva capacidad instalada en Europa. Sin duda un país con gran magnitud y crecimiento que está siendo creativo y recursivo frente a las limitaciones que presenta la industria.


Para cerrar el encuentro, los expertos recomiendan que la industria visibilice le uso de otro tipo de recursos para seguir compitiendo y evitar, que materiales como el plástico repunten y aprovechar los escases de papel como una oportunidad para innovar en el mercado. Además de adaptarse como industriales, es fundamental que los clientes se guíen por la misma línea, para que el consumo se adapte también a las posibilidades que brinda el mercado y sea flexible, y el apoyo de la competencia, pues esta colaboración permitirá salir adelante en momentos de crisis. Aunque el panorama parece ser desalentador, es importante que los industriales estén preparados para aprovechar nuevas oportunidades del mercado, la adaptabilidad, flexibilidad y rapidez serán clave para impulsar el packaging y la tecnología.

356 vistas0 comentarios